Libro de visitas

LIBRO DE VISITAS

 

8 comentarios en “Libro de visitas

  1. Paolo dijo:

    No pude ir a la presentación pero acabo de verlo!
    Me ha flipado. La idea es muy original y muy interesante.
    Se ha mencionado mucho la idea de CAOS pero la verdad es que me ha sorprendido el resultado final del audio. No me esperaba que se coincidiese tanto en algunos puntos y hay momentos donde parece que los instrumentos se están escuchando a la hora de tomar el relevo en melodías, efectos, etc. Me gustaría destacar un punto que si se comenta sobre el conocimiento de una misma cultura a la hora de improvisar por parte de los músicos.
    Aunque cada uno haya “hablado” de formada independiente si que es verdad que la “lengua” utilizada era la misma. Sería interesante ver como cambia el resultado si los músicos no se conociesen con anterioridad y sobre todo si no perteneciesen a una misma “lengua” o cultura.
    Me ha gustado mucho la cantidad de opiniones consultadas y la variedad entre ellas a la hora de analizar el audio y el cuadro. Es muy curioso como es interpretado cada elemento por cada persona y sus discrepancias.
    Enhorabuena por todo el proyecto en general ya que no solo la idea es buena sino que el trabajo de producción, montaje, vídeo, etc es buenísimo!
    ¿Próximos proyectos?
    Me interesa mucho la sinestesia pero creo que el jazz es la mejor opción a la hora de ponerse a improvisar y dar cabida a varios elementos/estilos…… Molaría otros estilos etc pero a ver como se enfoca jajaja! Suerte y a difundir!

  2. pedro dijo:

    Primero felicitar a sus creadores por llevar a cabo una idea que a primera vista seguro que a muchos les parecería una locura.
    Mientras veía el documental no sabia muy bien cómo iba a poder salir esa mezcla, pero de nuevo vuelvo a una idea presente en las opiniones vertidas y es que dentro de un caos encontramos un orden.
    Tal vez el aspecto que me ha causado mayor controversia es la pintura. Tal vez hubiera hecho lo mismo que con la música juntar a algunos ilustradores y haberles puesto la mezcla. Habría alguna coincidencia o posible comparación en los trazos que dieran ese orden en el caos como en el caso anterior. Bueno es solo curiosidad.
    Ánimo a todo aquel que le guste la música a que se sumerja en este documental a priori errático pero que finalmente te da una gran satisfacción

    • syncnestesia dijo:

      ¡Muchas gracias! Nos alegramos de que el visionado te haya resultado satisfactorio! Nos plantearon el haber utilizado varios ilustradores en vez de uno sólo, pero queríamos conjugar en una sola pieza pictórica lo percibido desde diversas fuentes (las 6 improvisaciones) por un solo ente; la idea siempre fue que hubiese un ilustrador, el hecho de que hubiese más, además, habría complicado exponencialmente el proceso de producción… ¡y las posibilidades!. No obstante, es que… ¡hay tantas combinaciones posibles! 🙂

  3. Ángel dijo:

    Vuestro documental contiene dos experimentos muy atractivos, el de una “improvisación colectiva por separado” y el del ilustrador y la sinestesia.
    El primero aporta reflexiones muy interesantes de los músicos. El resultado de la pieza demuestra que sí hay comunicación entre los improvisadores, aunque físicamente limitada. Los músicos dialogan entre sí, igual que uno puede argumentar y contrargumentar, sostener toda una conversación con una persona que no está presente (¡a veces con menos malentendidos que si lo estuviera!).
    El segundo experimento, el de la sinestesia, me parece inseparable de la trampa mental o lingüística que nos hace hablar de un arte abstracto como la música con imágenes tan plásticas como los “planos transparentes” que menciona el saxofonista o tan concretas como “las capas de cebolla” a las que alude Agustí Fernández. Tal vez sea una pena que el experimento sobre la sinestesia sea unidireccional. Porque la música en directo tiene también mucho de visual, desde la disposición de los músicos en el escenario a la coreografía de gestos en que consiste tocar un instrumento. Estoy pensando en los ademanes de hipnotizador o de encantador de serpientes que hace el músico que toca el theremín. ¿No se podría casi adivinar, bajando el volumen, la música que toca?
    Espero que sigáis desarrollando esta idea, porque el concepto de sinestesia puede dar para mucho como generador de la improvisación.
    Enhorabuena por vuestro trabajo.

    • syncnestesia dijo:

      ¡Gracias, Ángel! Tu reflexión nos ha resultado de lo más interesante 🙂 Un punto de vista y una interpretación que aún no habíamos contemplado.

      La enorme cantidad de posibilidades que existen a la hora de afrontar el experimento, y que nos resultaban inabarcables en nuestro proyecto, está creando un montón de preguntas y de “y si…” que suenan de lo más interesantes… vamos a tener que empezar a elaborar un listado con todas vuestras ideas para ver con qúe podemos “jugar” 🙂

      Te animamos a suscribirte a las actualizaciones del proyecto, que está en continuo crecimiento, introduciendo tu correo electrónico en el casillero que hay en la columna de la derecha, arriba de la página 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s